Alrededores de Villalba

 

Pues hoy Picachu se ha portado de maravilla y ha sido todo un éxito su convocatoria, hacia bastante tiempo que no nos juntábamos tantos (NUEVE con bici y Oscar a saludarnos). La ruta aunque exigente para algunos de nosotros (por diversos motivos), ha sido divertida en bastantes de sus tramos.  Lo mejor, el principio con unas trialeras en subida y bajada muy entretenidas (losa incluida), que han erosionado nuestras fuerzas, en especial las de uno de los dos miembros del equipo Muller, lo que ha obligado a la otra mitad del equipo a darse con él la vuelta hacia el coche (tiene que cambiar la montura).

En mi caso la prudencia se ha impuesto en la mayor parte del terreno (por la fama que precedía a Juan y lo desconocido del terreno) guardando mis escasas fuerzas para evitar desfondarme (Llevaba dos palizas de los dos días precedentes). Luis Dunuke (con su conocida montura) y Javi Jascunce, a pesar de su cansancio han dado pedales hasta el final como dos auténticos jabatos. Caso aparte es lo de Enrique que ha marcado un ritmo de locura. Cada vez que veía a algún ciclista por delante, se volvía loco, tocaba la corneta y se lanzaba a pedalear como poseído por una fuerza sobrenatural  y hasta que no lo adelantaba no paraba (no se lo que le pondrá para comer Elena últimamente). Menos mal que ha pinchado y nos ha dejado descansar al menos un ratito. La parte alegre de la mañana ha sido encontrarnos a Raulete en las inmediaciones de Hoyo (que estirón ha pegado el jodío niño). Y lo mejor de la ruta el final con las correspondientes birritas.

En fin que lo hemos pasado (al menos en mi caso) muy bien y hemos añorado la compañía de Gregorio que fatídicamente hoy no nos ha podido acompañar por tener que ocuparse de su otra afición (el 4X4), ó al menos esa ha sido su coartada.

Fernando

Mas opiniones

La verdad es que la ruta ha estado fenomenal. La única cosa mala es que Isma decidió darse la vuelta dada las características de la primera parte, y Berrendo le acompañó para guiarle con el GPS hasta el coche. Isma, no te rajes, que tenemos rutas para todos los gustos.

 Quitada esa circunstancia, nuevamente decir que efectivamente la ruta que propuso Picachu ha estado fenomenal. Una primera parte con trialeras en subidas y bajadas que nos ayudaros a quitarnos el frío muy prontito. Pasamos por la famosa Losa, que me pareció más espectacular que peligrosa.

 Javi y yo recordábamos gran parte de este primer tramo, pues lo habíamos hecho en sentido contrario en una ruta con amigos de Javi. En mi opinión es una zona muy divertida, con pasos trialeros y bajadas divertidas.

 Yo me sentí fenomenal todo el día. Como soy un poco torpe tuve un par de problemillas subiendo algunas trialeras, pero enseguida me calenté y comencé a bajar más rápido de lo que acostumbro. Fernando me recordó que estoy en la peor etapa, pues cuando uno se va confiando es cuando se puede pegar los albondigazos mas gordos.

 Llegamos a Hoyo y por caminos y un sendero también bastante divertido llegamos a los cuarteles de Hoyo, donde coincidimos con Raúl, que se iba con unos amiguetes a Soto. En los cuarteles Picachu me comentó que íbamos un poco mal de hora por lo que decidí acelerar un poco el ritmo. La cosa es que me sentía tan bien que tiraba y las piernas no me dolían. Juanjo y yo comenzamos a dar cera y la verdad es que fuimos muy rápido jugando a adelantar a todo ciclista que se nos ponía por delante. Así subimos el camino desde el puente medieval en dirección a Moral a 22 km/h sostenidos. La cosa es que la lectura de velocidad media pasó desde 8 a 15 km/h :-)

 Al final recuperamos el tiempo perdido, aunque primero yo y después Picachu pinchamos, pero llegamos a Moral con tiempo suficiente para tomarnos unas cervecitas, coincidiendo con Rafa Maderuelo. Precisamente debió ser en el pinchazo de Picachu donde algún desaprensivo le metió una piedra en el Camel Back, y es que en este grupo hay gente "pa to".

 Picachu se portó como un caballero y nos organizó una ruta fenomenal. Para mi gusto con un poquito de todo en la que además pudimos charlar y pasar una mañana de sábado estupenda en compañía de lo que yo en casa llamo "MIS AMIGOTES"

Enrique

 

Perfil de la ruta